Hoy se inaugura el Festival Ciudad de La Raqueta con la actuación de Los Secretos

Esta noche comienza el Festival Ciudad de La Raqueta con la actuación de Los Secretos en las instalaciones de la de la Ciudad de La Raqueta [C/ Monasterio de El Paular (Montecarmelo), 2] . Mañana serán los Hombres G los que pongan música a una noche muy especial que pretende unir la imagen de Ciudad de la Raqueta a la música.

Además, ayer por la tarde se presentó a los medios el evento con numerosas personalidades que han querido aportar su grano de arena a la Fundación Emilio Sánchez Vicario, que mediante el convenio de colaboración con Ciudad de la Raqueta, hacen posible este Festival.

Pedro J. Ramírez, Eugenia Martínez de Irujo, Butragueño, Sanchís, Sergio Sauca o Rubén de la Red participaron en una serie de partidos de pádel benéficos para mostrar su apoyo a la Fundación y al Festival.

Fotografías de G-News

Este año se presenta de forma oficial este evento con dos de las bandas más populares y de mayor prestigio en Madrid  y fuera de nuestras fronteras: Los Secretos y Hombres G. Cronopios, otra banda emergente madrileña, será el artista invitado de ambas citas.

Jueves 30 de junio: Artista invitado (CRONOPIOS) 21 hrs + LOS SECRETOS -22 h
Viernes 1 de julio: Artista Invitado (CRONOPIOS) 21 hrs + HOMBRES G -22 h

Solidaridad
La Fundación Emilio Sánchez Vicario está desarrollando varios proyectos  a lo largo de este año: La compra de sillas de ruedas adaptadas al tenis y la posterior financiación de algunos jugadores en sillas de ruedas. Financiar una escuela para niños con Síndrome de Down y dar ayudas y becar a niños de colectivos desfavorecidos.
 

Anuncios

¿Me lo prestas?

Aurum Producciones presenta "Algo Prestado"

Rachel (Ginnifer Goodwin) y Darcy (Kate Hudson) son grandes amigas desde la infancia. Todo se complica cuando en la celebración de su treinta cumpleaños, Rachel decide dejar de ser la eterna chica buena para liarse con Rex, el chico del que lleva colgada desde la facultad y que es casualmente el prometido de Darcy.

Entonces, Rachel debe decidir si continua siendo la amiga fiel o hace caso a su corazón y apuesta por la relación con Rex. Un argumento bastante típico en las comedias americanas de sobremesa que, como esta, no tienen más pretensiones que las de entretener. Ni más ni menos, eso es “Algo Prestado”.

Una comedia más en el haber de Kate Hudson, que no resulta ser la protagonista de esta cinta. Pues cuando uno sale del cine, no se acuerda para nada de Kate, sino de la mirada angelical y la interpretación salvable de “la otra”, de Ginnifer Goodwin. Algo de luz para una película que podría haber resultado muy aburrida. 

Por lo demás, un guión predecible, con muchos clichés bastante gastados, pero que entretiene al espectador las casi dos horas que dura. Casi mejor verla en casa, con un bol grande de palomitas.

Ficha Técnica:
Año de Producción: 2011
Nacionalidad: Estados Unidos
Duración: 113 min

Por Diana Garrido.


Un repaso por la carrera profesional de Najwa Nimri: “Tu no eliges a Almodovar, él te elige a ti”

Nawja Nimri se dio a conocer como actriz a principios de los noventa. Sus primeros papeles, dirigida por el que fuera su marido, Daniel Calparsoro, muestran su lado más atrevido: “Era como estar en una banda de hardrock, pura adrenalina”. Y es que la actriz, con más de una veintena de películas a sus espaldas, recuerda su primera cinta como la más divertida, “Salto al vacío”, donde interpreta a una joven traficante de armas ilegales. Después llegaría “Pasajes”, otro drama urbano de Calparsoro, para ella el más duro, donde se convierte en una ladrona que hace de una alcohólica la mujer de sus sueños. Tras una breve aparición en la exitosa “Abre los Ojos” de Amenabar, repite con Calparsoro interpretando a una terrorista en “A ciegas”.

En 1998 llega a su vida una de las películas de culto de los 90, que marca un antes y un después en su carrera: “Los amantes de círculo polar” dirigida por Julio Medem, con Ana (Najwa) y Otto (Fele Martínez) y la célebre: “Voy a quedarme aquí todo el tiempo que haga falta. Estoy esperando la casualidad de mi vida, la más grande”. Quizás ésta es la película que le ha dado más fama. También le valió para ganar el Premio Ondas a la mejor actriz: “Pienso que cada película marcó un momento de mi vida…los amantes de momento parece que es la que más le marcó al público, pero mi carrera aún no ha acabado”.

De su paso por Hollywood con breves papeles en “El Cuidadano” y “Antes que anochezca”, Najwa destaca las diferencias a la hora de trabajar con el idioma, aunque ve una ventaja el “codearse con actores consagrados…pero al final lo importante es construir el personaje”.

En “Asfalto” comparte trío con Juan Diego Botto y Gustavo Salmerón, y después de esta última colaboración como actriz con Calparsoro, llega una sucesión de películas para todos los gustos y con diferentes acogidas por el público, como “Fausto 5.0”, “Lucía y el sexo”, “Piedras”, “Utopia”, “A+”, la francesa “Agentes Secretos” y otra de sus mejores interpretaciones en “El Método”, donde Najwa es la única candidata femenina en un Método Gronholm en toda regla, una película ejemplo de lo que es un duro proceso de selección.

Tras las menos exitosas “20 Centímetros”, “Trastorno”, “Las vidas de Celia” y “Oviedo Express”, Najwa se reafirma en su papel de actriz consagrada bajo las órdenes de Iciar Bollain en “Mataharis”, una buena película de espionaje de andar por casa.

Completan su filmografía el retorno al cine de Medem en la controvertida “Habitación en Roma”, “Todo lo que tu quieras” de Achero Mañas, la británica “Route Irish” de Ken Loach y la ópera prima de Eduardo Chapero Jackson con un largo de terror y fantasía, “Verbo”, que se estrenará a finales de año.

Najwa comenta tener muchos proyectos en mente, y al preguntarle sobre la idea de poder trabajar algún día con Pedro Almovodar es directa: “Tu no eliges a Almodovar, él te elige a ti”. Quién sabe…

Fotos Brat Producciones. Texto Paula Gab

Polifacética y muy a su manera, Najwa viene del mundo de la música: “Entré en la escuela de interpretación sin una expectativa, con la música siempre estuve”. Graba su primer disco “No Blood”,  junto a Carlos Jean , formando Najwajean en 1998, y desde entonces siempre ha mantenido una unión profesional con el productor y músico: “A Carlos Jean me lo presentó Carlos de Sufterfuge, y fue un flechazo”.

Un flechazo que nos ha traído éxitos como “Dead for you” o “Drive me on” 10 años después, y las bandas sonoras de las películas “Asfalto”, “Guerreros”, “Utopía”.

Najwa no tiene un método de trabajo particular para hacer música: “Trabajo inspirada, y si no obligada, pero obligada no sale siempre”. En solitario ha grabado cuatro discos muy distintos que mantienen un toque eléctrico de buen gusto, y ha ido quitándose el cartel que algunos le pusieron de “Bjork”, innovando en cada trabajo: “Carefully”, “Mayday”, “Walkabout” y “El último primate”, con el cual se salta al español y acaba de realizar varios conciertos por toda España.

Este verano probablemente dedique parte de su tiempo a “nadar con aletas en el mar” y a su hijo Teo. Todo es cuestión de “adaptación de horarios”.


Llega “Insidious” a la cartelera, James Wan ¡vuelve a la carga!

Josh (Patrick Wilson), su esposa Renai (Rose Byrne) y sus tres hijos se mudan a una casa nueva. El hijo pequeño sufre un accidente que le lleva a quedarse en coma y en la casa comienzan a suceder sucesos extraños.

Este es el argumento de la última película de James Wan, más conocido por Saw, la primera de una saga que no dejó indiferentes a los cinéfilos. El simpático (comprobado en el Festival de Sitges, donde ya presentó la película) director nos cuenta en esta ocasión una historia que puede recordar a Poltergeist: Una familia atormentada y una casa misteriosa que castiga a sus inquilinos…¿o no es la casa la que los castiga?

Insidious” te invita a pasar un rato lleno de misterio, algún que otro susto y un final sorprendente.

Ficha Técnica
Año de producción: 2010
Nacionalidad: Estados Unidos
Duracción: 102 min

Por Paula Gab. Foto Aurum Producciones.


Películas de medianoche


5) Ju-on (The Grudge)
(Takashi Shimizu, 2003).
Los primeros años de la década de los 2000 pasarán a la historia del cine de terror como el momento en que todo el mundo se enamoró de los fantasmas orientales. Puede que la mejor del lote fuera esta pesadilla coral y genuinamente inquietante: los gruñidos de su bebé maldito dan mucho más miedo que la Sadako de la saga The Ring. Tuvo secuelas, remake y secuelas del remake, pero ningún producto derivado estuvo a la altura del original.

 
 


4) Feast
(John Gulager, 2005).
Una película de terror hecha por y para fans de terror. Sus guionistas, Marcus Dunstan y Patrick Melton, demostraron conocer el género como la palma de su mano en esta auténtica orgía de sangre, mal gusto y humor metalingüístico. Tras este trampolín, la pareja de escritores pasó a hacerse cargo de la exitosa saga Saw, pero este año volverán al terror cachondo con la segunda parte de Piraña 3D. Si te gusta Feast, no te pierdas otras dos excelentes comedias de horror: Zombies Party y Slither.

 

 

 

3) Amanecer de los muertos (Zack Zinder, 2004).
El género zombi nació a finales de los sesenta, gozó de buena salud en las dos décadas siguientes y se desvaneció en los noventa. No obstante, un no-muerto nunca muere. Este remake del clásico de George A. Romero (¡zombis en el centro comercial!) gana con cada visionado, aunque es probable que el mérito de reactivar a los muertos vivientes en la cultura popular sea de Danny Boyle y sus 28 días después.

 
 


2) À l’intérieur
(Alexandre Bustillo y Julien Maury, 2007).
¡Ah, Francia! Cuna de los impresionistas, el amor cortés y algunas de las películas de terror más enfermas y perturbadoras de la última década. Esta no es, ni mucho menos, para todos los gustos: contiene escenas al límite de lo soportable, como esa cesárea casera que hizo desmayarse a más de un espectador. Si aceptas el reto que te propone, descubrirás una de las cintas más brutales y audaces de los últimos años.

 
 


1)
The Descent (Neil Marshall, 2005).
Para muchos, la mejor película de terror de la década. El británico Neil Marshall hace un excelente trabajo a la hora de narrar la odisea de un grupo de amigas atrapadas en unas cavernas infernales: por momentos, sientes que tú también estás allí dentro. Si a eso le añadimos unas criaturas que podríamos definir como primos caníbales de Gollum, tenemos la pesadilla perfecta para disfrutar en una noche de tormenta, con todas las luces apagadas y una manta bien a mano para cubrirnos los ojos.

Por Noel Ceballos, crítico de cine que actualmente trabaja en la revista Fotogramas.


El cuento chino de Ricardo Darín

En esta ocasión sí que vamos a querer que irrumpa en nuestras vidas Ricardo Darín y nos cuente un cuento chino. Porque al final esta película es como eso, como un cuento. De esos en los que el protagonista te va embaucando poco a poco, casi sin querer y al final ya le has cogido tanto cariño a ese gran cascarrabias que sus manías te parecen incluso enternecedoras.

Y es que, aunque no lo parezca, esta comedia dirigida por Sebastián Borensztein parte de un hecho real.  “En un diario vi la noticia de que una vaca había caído desde un avión y pensé: así voy a comenzar mi próxima película”, asegura el director.

Una vaca que cae sobre una barca en la que un hombre chino (Huang Sheng Huang) se está declarando a su novia. Tras la tragedia, decide marcharse a Argentina donde vive un tío suyo. Allí se encontrará con Roberto (Ricardo Darín), un ferretero ermitaño alejado de la interacción con el mundo, pero con una gran solidaridad a la que no puede dar la espalda, aunque intente proponérselo. Así comienza una convivencia forzosa de dos personas que se encuentran en las antípodas del mundo. Dos miradas diferentes que tienen su mayor oposición en su concepción de la vida. El occidental considera que es un absurdo; mientras que el oriental, trata de dar sentido a lo que sucede. Todo bajo la atenta mirada de Mari (Muriel Santa Ana), una muchacha enamorada de Roberto.

Si pensamos en Ricardo Darín, probablemente nos vengan a la cabeza ideas como calma, tranquilidad, paciencia o sencillez. Porque sus películas suelen tratar temas sencillos en la forma, aunque él los dota de un fondo mucho más complejo. Una complejidad de emociones y sentimientos, como los que vivimos en El hijo de la Novia o El secreto de tus ojos, dos de mis títulos favoritos de Darín. Un actor que nos entrega el alma en cada una de sus películas.

Ricardo Darín sonriente ante la prensa.

Como él mismo cuenta, no tiene nada en común con su personaje y, en cambio, “no me ha costado ningún trabajo representarlo, algo que me ha pasado pocas veces: aquí y en 9 Reinas”. La clave puede encontrarse en su buena relación con Sebastián Borensztein, con el que ya había trabajado en televisión y mantiene una buena amistad. “Sebastián y yo hablamos mucho del personaje. De hecho, todos los miércoles nos veíamos en un restaurante y divagábamos sobre Roberto”.

Confiesa que una de las cosas más complicadas, fue encontrar el vestuario perfecto para este ferretero solitario tan desastre que nunca se habría mirado al espejo para comprobar su atuendo. “La clave fue cuando Sebas y yo encontramos un guardapolvo gris. El guardapolvo gris, que terminó adoptando muchas significaciones”. 

El otro gran reto interpretativo de esta cinta lo protagoniza Huang Seng Huang. “Su desafío era hacer como que no entiende nada durante toda la película, aunque hable perfecto español y llevara 18 años viviendo en Argentina, sobre todo para que no le delataran los gestos inconscientes”, cuenta Sebastián. “Pero si hasta creo que nació en Murcia”, apunta Ricardo.

En definitiva, una película llena de soledades y emociones, que consigue provocarnos una sonrisa ante las cosas más trágicas.

Ficha Técnica
Año de producción:  2011
Nacionalidad: Coproducción Hispano-Argentina
Duracción: 100 min. aprox.

Por Diana Garrido. Foto cartel Alta Films, principal Nani Ramírez.